HULK

El Increíble Hulk es el alter ego del científico en radiación gamma Bruce Banner, que desde que su mutación se manifestó está en continuo movimiento pues todo el ejército de los EE.UU lo persigue para extraerle el ADN y así crear una raza superior de humanos.

Bruce Banner es el hijo de Brian y Rebecca Banner. Su padre experimentó consigo mismo para mejorar a la humanidad, y cuando tuvo un hijo, éste heredó la mutación. Posteriormente, Brian mató a Rebecca y fue apresado, por lo que Bruce fue a vivir con sus tíos. Se dedicó a la genética, el mismo campo que su padre, demostrando una gran inteligencia. Un día, hubo una explosión en el laboratorio con un experimento y Bruce recibió el impacto gamma de lleno. Comenzó a curarse muy deprisa de cicatrices y heridas recientes, hasta que un día, en un arrebato de cólera, se transformó en Hulk. Su padre, liberado de la cárcel, hizo la misma reacción que su hijo con unos perros y los mandó a atacar a la amada de Bruce, Betty Ross. Hulk la salva y Betty se implica en la curación de Bruce.

Finalmente, su padre experimenta consigo mismo y se enfrenta a su hijo para que éste le dé todo su poder y dominar el mundo, pero Hulk consigue vencerle.

Luego se enfrenta a Abominación dos años después (ver Abominación)

                                              

Hulk posee poderes muy particulares: Mide tres metros y pesa cerca de media tonelada, es de color verde, tiene todos los músculos superdesarrollados, posee un factor de regeneración tal que en menos de cinco segundos es capaz de curar una herida de 2 cm de profundidad, aparte de que tiene una piel tan dura que es invulnerable. Su poder, tamaño y peso aumentan conforme al nivel de enfado o de emociones que sienta en ese momento, pero luego es capaz de volver al estado humano una vez se ha calmado o el peligro ha pasado.

La única persona que puede conseguir por sí sola que Hulk se calme es su amada Betty Ross, que tras algún tiempo se casa con Bruce.

Volver a página de inicio